El zen y la vida

El estudio del zen es investigar y fijar las diferencias entre lo que vivimos y lo esencial. Es descubrir aquello que se aparta de la esencia de las cosas.¿Cómo es la novia de nuestro hijo? ¿Cómo debería ser? ¿Es nuestro trabajo lo que siempre quisimos? Ese hombre/mujer ¿Son lo que soñamos, o siquiera lo que necesitamos? Esa religión ¿responde nuestras preguntas? El zen es buscar respuestas; no es adoptar creencias. El zen funciona y es parte de la mente, no del espíritu. Más zen es un mendigo con al mirada perdida en lontananza que un doctor leyendo a Alan watts o a Suzuki. Para ser zen hay que mirar la vida como un linyera y tomar decisiones como un sargento o un general. No escarbes tanto la esencia como las diferencias.

Anuncios

Deja un comentario

Archivado bajo alma, budismo, espiritu, iluminacion, meditacion, paz interior

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s